viernes, 5 de agosto de 2011

CELOS

Amor mio en esta inmensa soledad y por la distancia de estar lejos de ti, añoro tu presencia, tus besos, tus caricias, tus reproches, tus travesuras, tus enojos y tus celos.

Como olvidar tus celos, como las veces que te encelabas cuando íbamos al cine, te encelabas porque la protagonista de la película salia en bikini y me tapabas los ojos, para que no la viera, me parecía tan tierno y a la vez tan inmaduro de tu parte.
No podía creer, que la mujer mas hermosa y maravillosa que pudiera existir en la tierra, sintiera celos de una ilusión o de una utopía, recuerdo que a veces me sacabas de mis casillas con tus celos, pero ahora que estoy lejos de ti, los recuerdo con algo de nostalgia y aprecio.

Esos celos me demuestran el amor que sientes por mi, si supieras que estas mas que correspondida, recuerda que a pesar de la distancia y las diferentes ciudades en que vivíamos, hicimos realidad nuestros sueños, de unirnos en sagrado matrimonio ante Dios y los hombres, y aun mas bendecirnos el cielo con dos hermosisimas nenas que son nuestra adoración y nuestro mas grande tesoro.

Ahora el destino y la necesidad nos vuelve a separar, pero ahora es mas doloroso, pues antes lloraba por un amor, ahora mi dolor se multiplico por tres.

Ahora en esta inmensa soledad lo único que me queda son nuestros hermosos recuerdos, que son alimento para mi alma, para que mi espera de volver a verlas, se haga lo mas corta posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada