lunes, 28 de marzo de 2011

Presagio

 Antes de conocerte, ya te sentía, antes de conocerte, ya te extrañaba,  antes de conocerte ya te soñaba,  antes de conocerte, ya te amaba.

Se conjugaron el tiempo y el espacio para que se cruzaran nuestros destinos y para saber que en ese preciso instante en que te vi por primera vez, supiera que estabas destinada para mi.

Lo que esta escrito en el cielo, nada, ni nadie lo puede borrar.

Y nuestro primer beso, fue el pacto de nuestro eterno amor.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada